El consumo de noticias afecta la salud física y mental

Captura de pantalla 2013-04-20 a las 0.14.26

Las noticias actúan como drogas que impiden el pensamiento profundo. Roban tiempo y enferman a las personas. Sugieren cortarlas de raíz. 

Rolff Dobelli, un novelista académico y emprendedor suizo, sugiere reducir el número de noticias que consumimos a diario. La razón: prácticamente nos están matando.

El pensador compara el actual estado de consumo de noticias con la idea de la comida basura.

Existió un punto en la historia en la que gobiernos y la sociedad en general empezó a cambiar sus hábitos alimenticios en busca de un mejor estilo de vida. Así como sucedió con el plato de comida – el autor explica –  se debe cambiar el hábito de consumo de noticias y lo sustenta de manera médica y lógica. Sus argumentos:

1. Las noticias nos engañan

El escritor da un ejemplo para entender este concepto que parece obvio pero no es tan sencillo.

Imagine el contexto noticicioso tradicional del colapso de un puente en el cual iba pasando un automóvil. Generalmente los medios se enfocan en resolver dudas cómo : ¿sobrevivió el conductor?,  ¿qué pasó con el carro?,  ¿explotó?, ¿qué pasó con el herido? ¿para donde iba?, ¿quiénes y cómo se enteraron de la noticia sus familiares?. Dobelli sugiere que la mirada superficial de la noticia desvía la atención de lo verdaderamente importante. En este caso  qué es lo relevante, se pregunta el autor.

 

Lo importante es la estabilidad del puente. El drama del conductor y su historia es dramática y sencilla de producir, además su costo es más bajo que otros enfoques más complejos y quizás más relevantes.  Es por esto que las noticias nos engañan y no es porque exista una intención ( o quizás sí) de parte del medio.  Es por su estructura, diseño, composición y negocio.

2. Las noticias son irrelevantes

Ninguna de las noticias que usted ha consumido en los últimos 12 meses le han permitido tomar una mejor decisión acerca de temas importantes para su vida, carrera, estudio o negocio. Es decir, ese consumo de información ha sido inútil y usted ha perdido el tiempo.

La gente generalmente reconoce más rápido aquello que es nuevo y se le dificulta entender qué es lo relevante.

3. Las noticias son un tóxico para su cuerpo

Las noticias incentivan el sistema límbico liberando así glucocorticoides (cortisol) lo que hace que inmediatamente se desetabilice el sistema inmune. En palabras menos técnicas el cuerpo entra en un estado de estrés.

Altos niveles de glucocorticoides imposibilitan una correcta digestión, se detiene el crecimiento de células, pelo (alerta calvos)  y  huesos. Igualmente se incrementa el estado de nerviosismo y se hace más sensible a infecciones.  Aumenta el medio y  agresiones, se pierde la visión periférica y la sensibilidad.

4.  Se incrementan las posibilidad de errores cognitivos
El río de noticias que usted consume solo incentivan los sesgos y la forma barata y sencilla de entender el mundo.  EL mundo no es tan sencillo de entender con tan solo una noticia.

5. Las noticias no permiten pensar

El autor afirma que para pensar se necesita la concentración y la no interrupción. Las noticias hacen lo contrario. Nos capturan la atención y se la roban.

El cerebro tienen un paso en el cual se encuentra el camino que conecta la Memoria de Larga Capacidad con la Memoria de Corta Capacidad. Todo lo que usted quiera entender tienen que pasar por este punto. Si algo lo interrumpe nada pasará.  Las noticias interrumpen la concentración y hacen débil la comprensión.

6. Las noticias son drogas

Lo que acabó de pasar en Boston ilustra perfectamente este punto. Siempre queremos saber qué pasará, cómo continuará la historia.

Se pensaba que las conexiones neuronales se fijaban cuando  el humano es adulto. Pero esto no ocurre.  Las conexiones de las células nerviosas se rompen para generar nuevas.

A medida que consumimos noticias dedicamos más circuitos neuronales a las multitareas y al escáneo. No se usan aquellos que son para la lectura profunda y el pensamiento profundo. Muchos consumidores de noticias, incluso los buenos lectores, han perdido la capacidad de absorber grandes artículos o libros. Luego de cinco páginas se cansan. La razón: la estructura física del cerebro ha cambiado.

7. Las noticias son una perdedera de tiempo

Si se leen 15 minutos diarios, luego se observan noticias en televisión otros 15 minutos y luego otros 15 en la noche y luego 10 minutos antes de ir a la cama o trabajo usted perderá medio día cada semana.  ( no quiero hacer las cuentas de esto en Colombia cuyos noticieros del medio día y mañana son eternos)

8.  Las noticias matan la creatividad

Los datos que sabemos y están en nuestro cerebro limitan nuestra creatividad. Es por eso que muchos emprendedores, músicos y matemáticos realizan sus obras a temprana edad. No tienen ocupado su cerebro, es decir, tienen espacio.

“No conozco a ninguna mente creativa que sea un consumidor de noticias basura. Conozco sí muchos sin creatividad que las consumen como drogas. Si usted quiere viejas soluciones, lea noticias, si usted busca algo nuevo, no las lea”, afirma el autor.

 

Finalmente, en defensa del periodismo y los periodistas, el creador de este artículo expresa que necesitamos las noticias, pero de otra manera. Puntualiza en la importancia del periodismo de investigación y la necesidad de que hoy en día se escriba con profundidad.

Dice el escritor que ha estado por cuatro años experimentando con cero consumo de noticias y ha sentido el cambio. Menos ansiedad y  pensamiento más profundo son algunos de sus resultados.

Este artículo se publicó en The Guardian esta es una traducción a modo de paráfrasis . El periódico inglés lo citó de dobelli.com.

 

De pronto te gustaría leer:

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *