Para dónde va la comunicación digital en Bogotá

Bloqueo
Enrique Peñalosa bloqueó varios perfiles de Twitter en su camino a la alcaldía de Bogotá y su cuenta muestra claramente el tipo de comunicación en la que cree: No hablar con ciudadanos por Internet, retrinar solo quienes lo apoyan y ni leer lo que le escriben.

Además es evidente que el nuevo mandatario no maneja siempre maneja su Twitter y se inscribe en el club de funcionarios que contratarán a alguien para que les maneje sus cuentas. Lo cual es aburrido y desconoce nuevos modelos de comunicación en la era digital.

El alcalde que se va hacía lo contrario. Varias veces trinó con ciudadanos del común, intentaba explicar temas y defendía su gestión de los ataques de los medios masivos de comunicación. Sin duda sí publicaba en  su perfil en  y con rabia trinaba sin la mediación de una oficina de prensa o un “experto en Twitter”.

Esto le trajo muchos problemas. Varias veces se le criticó por no trabajar en vez de estar trinando. Y varias veces se equivocó. Sin embargo, parece ser mucho más sincero y útil para un ciudadano conocer quién es realmente el personaje detrás de la cuenta que aquellos que se dedican a construir un personaje modificado por aburridas oficinas de prensa que quieren controlar la comunicación en una era donde no es posible.

Estos perfiles, por lo general, quieren construir una imagen falsa del personaje dueño de la cuenta. Un photoshop de la personalidad, un ángel caído del cielo que no se pone bravo, que no responde y que parece un beso de boba. Perfiles insulsos y sin alma como el del presidente.

Hoy la comunicación cambió. Como dice Castells el modelo se transformó a una comunicación vieja que enviaba mensajes de uno a muchos (modelo Peñalosa) a uno donde, gracias a las redes, es de muchos a muchos. Quien entienda este cambio seguramente realizará una comunicación más efectiva en una era de Facebook, Instagram y todo tipo de redes.

Hoy Bogotá ha construido muy poco en términos de comunicación digital. La estrategia de Bogotá Humana fue muy deficiente. No existe una cuenta en Twitter que unifique toda la información importante para los ciudadanos. Cada entidad hace lo que puede y como puede. Creció la cuenta de Gustavo Petro, pero no la de la ciudad. Una vez deje el cargo, Bogotá se quedará sin un canal de comunicación efectivo y tocará comenzar prácticamente desde cero.

La estrategia digital de Bogotá fue negativa. Entidades públicas emitiendo información falsa. A mí personalmente me injuriaron y calumniaron diciendo que había hackeado una página web. Gente detestable y malas personas detrás de una comunicación digital que enloquece a la gente porque no ve resultados.

A nadie le importa qué opina una entidad pública. Transmilenio me bloqueó por decir la verdad de su desastre. En la cuenta del SITP no saben cuáles son las rutas, ni qué hacer antes las quejas.

Se crearon perfiles falsos. Probablemente se hicieron campañas pagas de difamación en contra y a favor de Bogotá Humana. La gente no es capaz de discutir sobre un tema sin llegar a la violencia de los comentarios. Se polarizaron las ideas.

Tal vez destacar positivamente la cuenta de bomberos que siempre publica segundos después de una actividad. Y la de ciudadanos y organizaciones que intentan utilizar Twitter para comunicar trancones, marchas, bombas, malos parqueados o demencias que suceden en Transmilenio.

Hoy la ciudad tiene un reguero de páginas web. Todas con diferente diseño, sin estándares, con información aburrida que muy pocas personas leen. Nadie usa las herramientas digitales para hacer mejor su vida.

Las páginas oficiales pasarán como la de Bogotá Positiva y la de Bogotá Humana. Ya veo venir la de RecuperemosBogota y más de lo mismo. ¡Apúrense está disponible el dominio Recuperemosbogota.co!

Habrá que esperar qué tipo de comunicación digital usará Enrique Peñalosa. Por lo que ha mostrado lo mismo que la mayoría de funcionarios del Estado: Tener Twitter para alguien se lo maneje.

 

De pronto te gustaría leer:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *